Thumb
La organización agraria agradece que la Consejería de Agricultura, Agua y Desarrollo Rural, tras la solicitud de Asaja Ciudad Real, haya sido sensible a la situación por la que están atravesando los ganaderos y haya puesto en marcha esta medida.


 

La Asociación Agraria-Jóvenes Agricultores (ASAJA) de Ciudad Real se muestra satisfecha con las ayudas que se destinarán a la repoblación de animales en las explotaciones de ganado bovino, ovino y caprino que hayan sido objeto de un vacío sanitario, tal y como ha venido reclamando ASAJA. La organización profesional agraria agradece a la Consejería de Agricultura, Agua y Desarrollo Rural que haya considerado la solicitud de ASAJA, siendo sensible a la situación por la que están atravesando los ganaderos y haya puesto en marcha esta medida.

Son ayudas “imprescindibles” para la continuidad de la actividad ganadera en nuestra región y su consecuente mantenimiento de la población en el mundo rural. Hay que tener en cuenta que cuando un ganadero se ve obligado a sacrificar a sus animales por una situación de enfermedad sobrevenida, puede suponer desde un importantísimo golpe económico para su explotación, hasta la desaparición de la misma por verse imposibilitado a continuar con la actividad.

Y es que la presencia de enfermedades como la tuberculosis bovina, la brucelosis o la lengua azul, entre otras, implica el sacrificio obligatorio de todos los animales de la explotación, tras haber respetado en todo momento los periodos de cuarentena legalmente establecidos. Un hecho que deja a los ganaderos en una situación muy vulnerable, que se une a la crisis de rentabilidad que vienen sufriendo el sector como consecuencia del incremento de los costes de producción, especialmente por el encarecimiento de los piensos. Por eso, estas ayudas pueden suponer un respiro para estos profesionales.

Una situación de indefensión a la que era muy preciso y urgente ponerle remedio. En este sentido, para ASAJA Ciudad Real “es muy buena noticia” que vayan a poder solicitar estas ayudas los titulares de las explotaciones que hayan realizado la repoblación desde hace tres años a esta parte, según reza la Orden por la que se establecen las bases reguladoras publicada hoy en el Diario Oficial de Castilla-La Mancha.

La organización agraria valora el esfuerzo que están haciendo los ganaderos, con un concienzudo trabajo, cumpliendo con los programas nacionales de lucha, control o erradicación de estas enfermedades. Según ASAJA Ciudad Real, es admirable cómo las explotaciones ganaderas de nuestra región cumplen escrupulosamente con la exigente normativa sobre sanidad animal; esforzándose día a día, sin descanso, por proveer a la sociedad de alimentos en cantidad y, sobre todo, de calidad y con todas las garantías en seguridad alimentaria.


A la espera de la convocatoria

Hoy el DOCM ha publicado la Orden de las bases de las ayudas, que ya están estudiando los servicios técnicos de ASAJA Ciudad Real. Ahora hay que esperar a que la Consejería de Agricultura, Agua y Desarrollo Rural, publique la correspondiente convocatoria de la ayuda para conocer más detalles de esta subvención y poder a empezar a tramitarla.

En la Orden de bases se define quién son los beneficiarios y los requisitos para poder acceder a estas ayudas. Las obligaciones para las personas que sean beneficiarias, que deberán comprometerse a mantener la explotación y los animales por un periodo mínimo de dos años. También se delimita la documentación que se deberá adjuntar a la solicitud y la cuantía a la que podrá ascender la ayuda. Sobre esto último, se especifica que la ayuda se limitará al valor del 85% de los animales sacrificados. El importe máximo por explotación será de 40.000 euros. Estas ayudas serán financiadas por el Estado, que podrá subvencionar hasta el 50% del gasto previsto o realizado por la comunidad autónoma, y con fondos propios de la Junta de Castilla-La Mancha.

 

Fuente: Asaja Ciudad Real